Casco

El casco de jinete, que data de 1570, es un valioso testigo de la artesanía de grabados artísticos sobre hierro que realizaban en Brescia.

El casco de jinete, que data de 1570, es un valioso testigo de la artesanía de grabados artísticos sobre hierro que realizaban en Brescia. De hecho, sus orígenes son muy antiguos, es decir, remontan a la época de las dominaciones
celtas del siglo V a.C. En particular, el prestigio de este objeto está representado por las refinadas decoraciones con motivos de hojas de tilo que caracterizan toda la sección frontal.

LA COLECCIÓN

La obra

Este casco forma parte de una armadura compuesta caracterizada por piezas de procedencia heterogénea, cuyas partes, a pesar de ser diferentes, presentan elementos claramente combinables: sobre el elmo y la gola, por ejemplo, además del adorno de franjas con trofeos, también se observan medallones con un perfil masculino y uno femenino acompañados por grabados de sirenas.

Además, ambos disponen de la marca de un elefante que sujeta un castillo, probablemente el emblema del armero, que, según algunos expertos, podría haber sido el anónimo Maestro del Castillo que trabajaba en el taller del
Castillo Sforzesco de Milán. En Lombardía, estas armaduras con este tipo de decoraciones que realizaban en el área de Brescia fueron muy comunes en la segunda mitad del siglo XVI, en particular entre los años 1555 y 1585.